Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto
  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Sectoriales
  4. La crisis logística lleva a Coca-Cola a utilizar buques de carbón para transportar materias primas
Este retraso en los envíos marítimos también está llevando a empresas como Coca-Cola a evitar los principales puertos para así huir de las demoras.
Este retraso en los envíos marítimos también está llevando a empresas como Coca-Cola a evitar los principales puertos para así huir de las demoras.

La crisis logística lleva a Coca-Cola a utilizar buques de carbón para transportar materias primas

La multinacional se ha visto obligada a reinventarse y ha tenido que recurrir al uso de graneleros para desplazar sus materias primas desde Asia a Estados Unidos ante la crisis en la cadena de suministro y los retrasos en los envíos en el transporte marítimo.

La crisis en la cadena de suministro y los retrasos de los envíos a través del transporte marítimo han obligado a corporaciones de la talla de Coca-Cola a reinventarse. El gigante de los refrescos ha tenido que recurrir a buques de transporte de carbón (graneleros) para desplazar sus materias primas ante la subida de precios en el sector logístico.

Se trata de una solución frente a los picos de precios que está experimentado el transporte a través de contenedores de envío, que es la forma natural que tienen las empresas para transportar los productos por vía marítima. 

Hasta la llegada de la pandemia, esta manera de “mover” los productos era la que generaba los costes más bajos en el transporte, pero el precio de los fletes se ha disparado en el último año. Esto ha obligado a muchas empresas a volver a adoptar formas de transporte que parecían haber quedado atrás en el tiempo.

¿Qué está transportando Coca-Cola? 

Fundamentalmente, Coca-Cola está moviendo materias primas, como aluminio o concentrado de sabor en sacos grandes en los tres “graneleros” capaces de transportar hasta 60.000 toneladas métricas de carga, según publica la web de información económica Quartz.

Estos barcos han sido fletados desde los almacenes de los proveedores de Asia hasta las fábricas del país norteamericano en el que la compañía tiene su sede. Y es que, el envío promedio entre Asia y Estados Unidos llega con diez días de retraso, según Simon Sundboell, director ejecutivo de la empresa de análisis de envíos eeSea.

Este retraso en los envíos marítimos también está llevando a empresas como Coca-Cola a evitar los principales puertos para así huir de las demoras. “Nos dirigimos a algunos puertos que no están congestionados, por lo que esperamos descargar sin problemas”, escribió Alan Smith, director de adquisiciones de logística global de la compañía, en una publicación compartida en la red social profesional Linkedin.

Más alternativas al envío de contenedores 

La crisis en el transporte y en los suministros está propiciando un aumento de los precios de los productos debido a la escasez. Por eso, en la línea de las actuaciones de Coca-Cola, muchas empresas están buscando alternativas al envío de contenedores.

Algunas han optado por el transporte aéreo, mientras que otras han tenido que fletar sus propios barcos pequeños y comprar sus contenedores para asegurarse de que las mercancías puedan llegar en el actual contexto logístico. 

Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí
Haz tu comentario

Haz tu comentario

  1. Publicar comentario como invitado.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Enlaces patrocinados