Inicio / Noticias / Sectoriales / La digitalización industrial ya se ha cobrado empleos
Fábrica con robots.
Fábrica con robots.

La digitalización industrial ya se ha cobrado empleos

El nivel de implantación de la digitalización es bajo todavía en el sector logístico español y sin embargo, ya se han reducido plantillas.

En los últimos 5 años, un 16 por ciento de las PYMES logísticas han sustituido personal por procesos automatizados. Además, un 17,4 por ciento de las empresas ha reducido plantillas como efecto de la digitalización, pero un 8,7 por ciento las ha aumentado por la misma razón, según un informe de IMANcorp FOUNDATION y la Universidad Autónoma de Barcelona.

“Estos cambios en las plantillas se han producido pese a la escasa penetración de las principales tecnologías de la industria 4.0 en las pymes del sector logístico español, ya que solo un 30 por ciento ha empleado big data en el último año, apenas un 21,5 por ciento usa servicios en la nube y el Internet of Things (IoT) solo alcanza al 26,7 por ciento de las empresas del sector.

Algunas tecnologías específicas, como el picking con voz o el blockchain, tampoco están muy desarrolladas. Pese a esta situación, la media del sector en el proceso de adquisición y uso de muchas de estas tecnologías es superior a la media de empresas españolas de otros sectores.

La industria 4.0 avanza en los principales sectores industriales españoles –Logística transversal y operadores logísticos, Automoción y Facility Management, aunque con menor incidencia en las PYMES por tener menor capacidad de inversión.

El objetivo general de este informe era analizar la transformación digital de cuatro sectores clave en la economía española y especialmente en el área industrial de la misma (automoción, logística transversal y operadores logísticos y facility management), examinar el impacto dela digitalización en las PYMES e identificar nuevas competencias y necesidades formativas en estos sectores.

Además de una menor penetración de la industria 4.0 en las pymes, en estos sectores se ha localizado un mayor riesgo de desplazamiento en las posiciones menos cualificadas a causa de la digitalización.

Facility Management

La digitalización en el sector del Facility Management español es todavía muy baja. Apenas un 20 por ciento de las pymes del sector cuenta, por ejemplo, con almacenamiento en la nube. Es casi el mismo porcentaje que emplea en la actualidad IoT, y apenas un 15 por ciento lleva a cabo análisis de big data o cuenta con algún tipo de robótica.

Esto significa, según el mismo informe, que la industria 4.0 está todavía muy lejos de estar bien implantada en el sector.

Sobre cuál de estas herramientas creen que se consolidará en su sector a futuro, según datos recogidos en el estudio más del 40 por ciento de las PYMES señaló al IoT como la herramienta principal, mientras que 30 por ciento señaló al GMAO −Gestión de Mantenimiento Asistida por Ordenador− como aquella con más posibilidades de consolidarse.

En términos de digitalización, el ámbito más desarrollado en los últimos años es la sensórica, lo que permite mejorar la eficiencia y contribuir a la sostenibilidad, y a su vez genera un volumen muy importante de datos que hay que manejar e interpretar. La sensórica también se aplica a usos del espacio, en la nueva tendencia del “hot desk” y “open space”.

La herramienta de gestión más utilizada es el BMS (Building Management System). Un reto del sector es que el FM empiece en el diseño de los edificios y la integración en el BIM.

Competencias digitales

El informe destaca la relevancia de la formación continua y de la formación en las empresas. En el caso de la Logística transversal y operadores logísticos, existen varios másteres, y algunos grados, sobre todo para el nivel de “management”, pero con mucha dispersión y en combinación con otras áreas como el márqueting, o con algunas especializaciones en ámbitos muy concretos, como el transporte marítimo.

Un 27,3 por ciento de empresas del sector logístico no tiene todavía ningún mecanismo de detección de las necesidades de competencias y conocimientos digitales dentro de su plantilla. Entre quienes sí lo tienen, El Diagnóstico de Necesidades de Formación (DNF), Mapa Gap digital o la entrevista anual profesional son los más empleados.

En lo referente a la formación en competencias informáticas generales, el 60 por ciento de las empresas ha apostado por ellas, sobre todo para su personal técnico y administrativo. La formación en competencias informáticas específicas (hardware especializado, programación, etc.) ha sido destinada, mayoritariamente, al personal técnico. Mientras que la formación en habilidades sociales o soft skills solo han sido desarrolladas por en torno al 50 por ciento de las empresas y solo en un 40 por ciento de ellas para el personal técnico.

Subscribirme
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Ir arriba