Inicio / Productos / Maquinaria / Goymacar: “TVH es nuestro almacén”

Goymacar: “TVH es nuestro almacén”

El mercado español de venta, alquiler y reparación de carretillas elevadoras se nutre de numerosos proveedores, algunos representan como subsidiarias a los grandes fabricantes establecidos en España. Otros, muy numerosos, responden a un perfil de pequeñas y medianas empresas, casi siempre familiares, que trabajan como empresas multimarca.

Se trata de negocios que, partiendo casi de la nada, y bajo el empeño de emprendedores hechos a sí mismos, han creado un tejido que da servicio en cualquiera de sus facetas a empresas grandes o pequeñas, en un entorno cercano casi siempre, cuya moneda de cambio común es el trato cercano y el compromiso cumplido.

Ese es el caso de Goymacar. Creada hace 30 años en los alrededores de Madrid por Gregorio, “Goyo”, Campos, “con una pequeña furgoneta y una caja de herramientas”, confiesa su fundador. Hoy es una empresa de reparación, alquiler y venta de carretillas con sede en Getafe. Con una plantilla de 17 personas (13 técnicos y 4 en oficina) y con más de 1.000 m2 de instalaciones, que da servicio a unas 2.500 máquinas y 800 clientes, de las que un centenar son flota propia de alquiler.

De su trayectoria, que relatan además de Gregorio Campos, su hijo Álvaro y las “insustituibles” –dice Goyo- Conchi Romero, su mano derecha –más de 20 años en la empresa- y Victoria Sánchez, responsable de los pedidos y del control de los técnicos y por supuesto al gran equipo de servicio técnico le da idea su crecimiento: más del 20% en 2022 y alrededor de un 30% este año. Que aún así califican de moderado, porque “nunca hemos querido correr”, no exento de momentos difíciles, como la crisis de 2008 que obligó “a reducir la plantilla a la mitad”.

Aún así, la recuperación fue rápida, con la inauguración de las actuales instalaciones –ahora en reforma- y la creación de una flota de 13 equipos móviles (furgonetas) completamente equipados para su función de reparaciones in situ. A ellas se añade la que usan Gregorio y Álvaro Campos “cuando es necesario” y que en Goymacar han bautizado como “la Goyoneta”.

Foco en la reparación

Con un territorio de actuación enmarcado en Madrid, principalmente, Toledo, Segovia y Guadalajara, y esporádicamente en Elche, León, Murcia y Asturias, el negocio principal de Goymacar es la reparación de carretillas elevadoras.

Álvaro Campos presume de que en estos 30 años no han dejado de reparar ni una sola de las máquinas que les han llega- do o que han debido atender, aunque en ocasiones ha sido difícil y “aún nos llegan máquinas `desconocidas´y averías complicadas”. Ese hito de haber reparado todas las máquinas tiene mucho que ver con su compromiso y sensibilidad al trabajo del cliente “que necesita tener la máquina lista cuanto antes” dice G. Campos.

“El cliente debe tener la mejor atención, cercana y seria, y un buen servicio y debe sentirse arropado”, añade Álvaro Campos, que llegó al negocio familiar hace 13 años y ha sido el responsable de modernizar la parte técnica y de servicio. Los mecánicos ya no trabajan con papel (tablets) lo que agiliza y hace más transparente su relación cliente-proveedor. Además, ha liderado la inversión en equipamiento para dar servicios a las marcas.

En este sentido, Goymacar es taller partner de STILL y, desde hace poco, distribuidor de Baoli, ambas marcas del grupo Kion.

Su relación con TVH

Si el foco de Goymacar es el servicio y la reparación de carretillas elevadoras multimarca, necesita un socio en lo que a piezas de recambio y accesorios se refiere. Y ese socio es TVH desde hace 20 años.

Entre el 90 y el 95 por 100 de los repuestos que compran lo son a través de TVH. “Hacemos uno o más pedidos cada día, todos los días a TVH –dice Conchi Romero- y los recibimos en 24 [95%] ó 48 horas como mucho”. De hecho, durante nuestra visita a Goymacar pudimos comprobarlo, al coincidir con la llegada de un mensajero de DHL con tres bultos de TVH.

La relación con la multinacional belga “aquí y en Bélgica”, cuyas instalaciones visitaron el año pasado los responsables de Goymacar, es magnífica, reconocen. “Una relación muy cercana, casi familiar, y muy profesional”, que se une a una gran disponibilidad “inmediata” de piezas nuevas y reacondicionadas a precios muy competitivos y, sobre todo –destacan-, una rápida respuesta y una eficaz resolución de problemas. Son un equipo [TVH] maravilloso”.

Y de esa eficacia y rápida respuesta puede dar fe una circunstancia, señala Á. Campos: “No necesitamos almacén. TVH es nuestro almacén”. Aún así, cuentan con un pequeño stock de piezas en cada furgoneta-taller que a veces, se ha demostrado “más importante de lo que pensábamos” cuando ha sido necesario.

El futuro inmediato

Gregorio Campos insiste en la cautela, sobre todo con un futuro inmediato incierto. No prevén nuevas instalaciones y sí quizás alguna contratación si fuera necesario, en función de los volúmenes de trabajo. El objetivo es crecer “como cada año” y conquistar clientes, aunque por ahora sus crecimientos lo han sido –casi siempre- por “demanda del mercado”.

En suma, dos empresas, Goymacar y TVH, que colaboran estrechamente para prestar el mejor servicio a los clientes de carretillas elevadoras, algunos tan notables “y fieles” como el grupo El Corte Inglés, Hiper Usera o Hilti.

Notificar nuevos comentarios
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Más noticias sobre...

Scroll al inicio