Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto
  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Sectoriales
  4. El transporte por carretera en España prevé una caída de 5.000 millones en ingresos

El transporte por carretera en España prevé una caída de 5.000 millones en ingresos

Con un descanso estimado del 17 por ciento, 2020 se posiciona como uno de los peores años fiscales para las empresas del transporte internacional de mercancías por carretera en España. Resultado de las restricciones de transporte y la recesión económica general a causa de la pandemia, los datos recogidos en el informe “Impactos del Covid-19 en el sector del transporte por carretera” elevan las pérdidas a unos 5.000 millones de euros.

Según la Unión Internacional de Transporte por Carretera (IRU), las empresas del sector superarán los 550.000 millones de euros de caída de facturación, un 18 por 100 menos, mientras que, en Europa, bajará unos 5.000 millones (-17 por 100).

Ante el presente y futuro que reflejan estas cifras, la organización ha querido reivindicar el carácter esencial y vertebrador del transporte de mercancías por carreteras –que supone el 5 por 100 del PIB en España-. “Estas pérdidas financieras no tienen precedentes, y si la Administración no impulsa de modo inmediato la colaboración público- privada, la destrucción del tejido empresarial será devastadora en este sector del que España es uno de los principales líderes europeos”, asegura Ramón Valdivia, director general de ASTIC.

En la misma línea, el secretario general de IRU, Umberto de Pretto, subraya que “los servicios de transporte por carretera son fundamentales para las economías y las comunidades en todas partes” y califica los resultados del estudio “alarmantes”, pues “todas las empresas de transporte por carretera que quiebren afectarán a la movilidad de personas y mercancías”.

“Nuestro estudio apunta a la necesidad inmediata de medidas dirigidas al sector que coincidan con la escala de la situación actual. Incluso en el pico de la crisis, el transporte por carretera se mantuvo flexible, operativo y siguió desempeñando su papel vital. Ahora, los esfuerzos de recuperación global están en peligro sin una acción clara del gobierno para apoyar a las empresas transportistas”, advierte el secretario general de IRU.

Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí
Haz tu comentario

Haz tu comentario

  1. Publicar comentario como invitado.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Enlaces patrocinados