Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto

El sector logístico sigue estando por debajo de la media en el uso de facturas electrónicas

El uso de la factura electrónica en el sector de la logística en España sigue siendo una asignatura pendiente, puesto que esta industria representa el 0,02 por 100 de las empresas emisoras de facturas electrónicas españolas y también el 0,02 por 100 de las receptoras, cuya participación en el PIB se sitúa en torno al 3 por 100.

Así lo confirman los datos arrojados por el estudio sobre el uso de la Factura Electrónica en España 2017-2018, elaborado por SERES, en el que también se precisa que "queda mucho por hacer en este sector, cuyas cifras son paradógicas, porque se trata de una actividad en alza y que no para de crecer, entre otras razones por el auge del eCommerce".

En dicho estudio se desraca que, por volumen de facturas, esta participación representa menos del 0,01 por 100 del total de las facturas emitidas y también de las recibidas. “Es evidente, que queda mucho por hacer en este sector. Estas cifras son paradógicas, porque se trata de un sector en alza y que no para de crecer, entre otras razones por el auge del eCommerce”, explica Alberto Redondo, director de Marketing y Comuniación de SERES. “Una de las razones -añade- puede ser el perfil de cliente de estas empresas, muchas empresas extranjeras, muchas Pymes y también muchos particulares”.

De acuerdo con el estudio, el número de facturas electrónicas procesadas en 2018 en España ascendió a 181.884.086 documentos, un 14,92 por 100 más que en 2017, según el Estudio SERES de Implantación de la Factura Electrónica en España 2017-2018. Del total, 147.953.331 documentos corresponden a transacciones entre empresas (B2B), 22.292.891 a operaciones entre empresas y las administraciones públicas (B2G) y 11.637.864 a ventas de empresas a particulares (B2C).

Según el informe, gracias al uso de la factura electrónica, las empresas españolas se ahorraron en 2018 algo más de 900 millones de euros en la gestión de las facturas recibidas y 511 millones de euros en la gestión de las facturas emitidas. También se ahorraron 662.145 horas en la tramitación de las facturas recibidas y 106.963 horas en las emitidas, además de reducir de manera significativa el impacto medioambiental derivado de la eliminación del uso de papel.

Asimismo, según el número de documentos, tanto en emisión como en recepción, Madrid, Cataluña y Andalucía lideran el ranking; seguidas de las Comunidades del País Vasco y Valencia. En cuanto al número de empresas que facturan electrónicamente por Comunidad Autónoma, 2018 fue un año de cambios. Así, Madrid, Valencia y Andalucía lideran el ranking de empresas que emiten facturas; seguidas de un segundo grupo de formado por Cataluña, Castilla y León y País Vasco.

Por sectores, es el sector Servicios el que sigue liderando, con un 55,92 por 100 en emisión y un 58,45 por 100 en recepción, el mercado. Le sigue la Industria, con el 41,80 por 100 de empresas en emisión y el 36,68 por 100 en recepción, el sector Primario, con el 3,06 por 100 de empresas emisoras y el 3,21 por 100 de empresa receptoras y otras actividades con el 0,71 por 100 en emisión y el 1,66 por 100 en recepción.

En función del tipo de empresas, son las de mediano tamaño las que emiten más facturas, el 45,48 por 100, seguidas por las grandes empresas, el 22,48, las pequeñas, el 23,80 por 100 y las micro empresas, con el 8,24 por 100. En recepción de facturas, las que más reciben son las medianas empresas con el 37,57 por 100 de las facturas, seguidas por las pequeñas empresas con el 26,17 por 100, las grandes con el 24,48 por 100 y las microempresas, con el 11,78 por 100.

“En este sentido -indica Alberto Redondo- la tendencia continúa en la emisión de e-facturas, destacando este año el aumento de la participación tanto de las medianas empresas como de las microempresas; siendo la variación del 4,10 por 100 en el primer caso y del 0,83 por 100 en el segundo. En recepción, las grandes y medianas empresas son las principales impulsoras de la e-factura, suponiendo más del 62 por 100 de las empresas que reciben; les siguen las pymes y microempresas, que representa casi un 38 por 100”.

De cara al futuro, resulta destacable el éxito internacional de la factura electrónica y los impulsos dados por la Unión Europea por normalizar su uso entre los países miembros. Un impulso a que ha permitido el desarrollo, a lo largo de 2018, de un nuevo formato común de factura electrónica cuyo uso que será de obligatorio uso en las contrataciones públicas europeas a partir del 18 de abril de 2019.

“En los últimos años -comenta Alberto Redondo, director de Marketing de SERES para Iberia y LATAM- asistimos a un fuerte crecimiento orgánico de la factura electrónica entre las empresas españolas, que va amplificando su capilaridad geográfica y sectorial”. Un crecimiento que, según Redondo, mantienen las tendencias. “Las medianas empresas siguen siendo el colectivo de usuarios de e-factura más importante y, al mismo ritmo, con menor escala, sigue creciendo el número de grandes y medianas empresas usuarias. Del mismo modo, por sectores se mantiene el liderazgo del sector Servicios, seguido por Industria y, a más distancia, el Sector Primario”.

En definitiva, desde SERES aseguran que "todo parece indicar que 2019 será un año muy importante para la universalización de la factura electrónica en la UE. El nuevo estándar europeo de factura electrónica, que será obligatorio en las relaciones B2G a partir del próximo 18 de abril, y las primeras iniciativas nacionales que apuntan a una obligatoriedad general del uso de la e-factura serán el espaldarazo definitivo a la desmaterialización de la factura y al impulso del intercambio electrónico de otros documentos. “La e-factura es una pieza clave de la transformación digital de los negocios y sus efectos positivos empezarán a notarse en el conjunto de la sociedad”.

Noticias relacionadas

Baja en las Pymes la demanda de soluciones ERP y CRM en la nube Baja en las Pymes la demanda de soluciones ERP y CRM en la nube
La demanda de software en la nube crece en las grandes compañías y...
El 89 por 100 de las pymes con flota de vehículos cree que mejoraría su productividad si se digitalizara El 89 por 100 de las pymes con flota de vehículos cree que mejoraría su productividad si se digitalizara
El 81 por 100 de quienes toman decisiones en las pequeñas y medianas...

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Enlaces patrocinados